Rescate: accionamiento del ZIGZAG de la víctima por parte del rescatador - Petzl Other
Buscar

Rescate: accionamiento del ZIGZAG de la víctima por parte del rescatador

En caso de accidente que implique quedarse inconsciente, o que incapacite al trabajador, la suspensión inerte en el arnés representa un peligro vital que debe tratarse urgentemente. El podador debe ser capaz de evacuar rápidamente a un compañero herido de forma totalmente autónoma. El objetivo de este documento no es recordar las técnicas de rescate que deben practicarse en un centro de formación. Aquí sólo presentamos algunas precauciones específicas al utilizar el ZIGZAG.

Alertas de seguridad

  • Lea atentamente la ficha técnica antes de consultar las técnicas siguientes.
  • Usted debe comprender la información de la ficha técnica para poder comprender este complementos informativo.
  • Dominar estas técnicas requiere una formación y un entrenamiento específico.
  • Confirme a través de un profesional su capacidad para ejecutar estas técnicas, solo y con total seguridad, antes de ejecutarlas de forma autónoma.



Nota: en este documento el nombre ZIGZAG designa indiferentemente a los modelos ZIGZAG o ZIGZAG PLUS.

Algunas técnicas de evacuación implican accionar a distancia el aparato de la víctima, para poderla descender por su cuerda de trabajo.

Si la víctima está suspendida de un nudo autobloqueante, se acostumbra a accionar este nudo con la ayuda de una polea.

Atención, la utilización de una polea es peligrosa con el ZIGZAG: riesgo de atasco de la palanca de desbloqueo y de caída de la víctima. Se recomienda el accionamiento mediante un nudo simple realizado con una cuerda.

ZIGZAG, ejemplo de descenso acompañado, 1/2
ZIGZAG, ejemplo de descenso acompañado, 2/2

Ejemplo de descenso acompañado

El rescatador está conectado en «corto» a la víctima. La víctima es verticalizada con la ayuda de un elemento de amarre. El rescatador acciona su propio ZIGZAG, instalado en una cuerda diferente y en buen estado. El ZIGZAG de la víctima es accionado mediante un nudo simple efectuado en el elemento de amarre del rescatador. Atención, con esta técnica es imprescindible haber comprobado el estado de la cuerda de trabajo de la víctima y que su longitud sea suficiente para el descenso.