Consecuencias de una mala gestión del deslizamiento en una caída - Petzl España
Buscar

Consecuencias de una mala gestión del deslizamiento en una caída

Las primeras series de ensayos corresponden a configuraciones con muy poco rozamiento (puntos de aseguramiento alineados). Esta configuración es clásica en rocódromos, pero no es tan habitual encontrar puntos alineados en las paredes de escalada o en las grandes vías, donde una mala gestión de la cuerda puede provocar un rozamiento importante. Por tanto, nos parecía importante estudiar la influencia del rozamiento en una caída clásica. Hemos realizado series de caídas modificando la trayectoria de la cuerda.

Alertas de seguridad

  • Lea atentamente la ficha técnica antes de consultar las técnicas siguientes.
  • Usted debe comprender la información de la ficha técnica para poder comprender este complementos informativo.
  • Dominar estas técnicas requiere una formación y un entrenamiento específico.
  • Confirme a través de un profesional su capacidad para ejecutar estas técnicas, solo y con total seguridad, antes de ejecutarlas de forma autónoma.

Solamente se modifica el rozamiento de la cuerda, los demás parámetros son los mismos.

El asegurador progresivamente se ha situado a mayor altura para conservar la misma longitud de cuerda sea cual sea la trayectoria de la cuerda.

Es importante resaltar que el rozamiento de la cuerda se ha exagerado mucho para resaltar su influencia. En la práctica, no es habitual tener un rozamiento tan importante.

Configuración de ensayo con diferentes rozamientos.
Configuración de ensayo con diferentes rozamientos.


Configuración de ensayo con diferentes rozamientos.

Esfuerzo en el anclaje

Esfuerzo en el escalador

Esfuerzo en el asegurador

Observaciones

• Un rozamiento de la cuerda importante impide que la totalidad de la cuerda contribuya a disipar la energía de la caída. Solamente la última parte de la cuerda se alarga, el factor de caída real aumenta.

• Cuando la longitud de cuerda que trabaja es menor, el escalador tiene la impresión de ser retenido bruscamente al detener su caída.

• El asegurador se ve poco o nada solicitado durante la caída: su desplazamiento no contribuye a disipar una parte de la energía en juego.

• Esto provoca un ligero aumento de los esfuerzos en el escalador y sobre el último punto.



Consejos

La anticipación de la trayectoria de la cuerda y el alargamiento de los puntos desplazados permiten evitar las situaciones de fuerte rozamiento.