Protección contra los cuerpos sólidos y los fluídos

 

El índice de protección IP

El índice de protección (IP) es una norma internacional. Este índice clasifica el nivel de protección que ofrece un material contra la penetración de cuerpos sólidos (polvo, etc.) y líquidos (agua, aceite, etc.).


¿Cómo leer el índice de protección?

Ejemplo: IP 67
La primera cifra indica la protección efectiva contra la penetración de cuerpos sólidos.
La segunda cifra indica el índice de protección efectiva contra la penetración de líquidos.
Así, la indicación IP 67 corresponde a un producto totalmente estanco al polvo y protegido contra los efectos de la inmersión temporal.

Nota: cuando un criterio no se ha ensayado, la cifra se reemplaza por la letra "X"
(ejemplo: IP X6 significa que el material no se ha ensayado contra la penetración de cuerpos sólidos).

 

La primera cifran idica la protección contra la penetración de cuerpos sólidos:

X: No medida -
0: No protegida -
1 = Protegida contra los cuerpos sólidos de diámetro ≥ 50 mm
 
2 = Protegida contra los cuerpos sólidos de diámetro ≥ 12.5 mm
3 = Protegida contra los cuerpos sólidos de diámetro ≥ 2.5 mm
4 = Protegida contra los cuerpos sólidos de diámetro ≥ 1 mm
5 = Protegida contra la penetración de polvo (entrada limitada, cantidad no perjudicial)
6 = Totalmente estanca al polvo

 La segunda cifra indica la protección contra la penetración de líquidos:

X = No medida -
0 = No protegida -
1 = Protegida contra la caída vertical de gotas de agua
2 = Protegida contra la caída de gotas de agua (15° de inclinación)
3 = Protegida contra la lluvia fina (60° de inclinación)
4 = Protegida contra proyecciones de agua
5 = Protegida contra los chorros de agua
6 = Protegida contra fuertes chorros de agua
7 = Protegida contra los efectos de la inmersión temporal (-1 metro durante 30 minutos)
8 = Protegida contra la inmersión prolongada (superior a 1 metro durante un tiempo definido por el fabricante)

 

 

Compatibilidad electromagnética (CEM)

La compatibilidad electromagnética CEM define la aptitud de un aparato electrónico para que funcione correctamente, independientemente de las eventuales interferencias electromagnéticas del entorno, y sin que él mismo produzca interferencias.
Las linternas frontales Petzl cumplen con las exigencias de la directiva 89/336/ CEE relativa a la compatibilidad electromagnética: no pueden generar ninguna interferencia con otros aparatos marcados CE.